Trump se niega a admitir su derrota; Biden pide paciencia

159

Mientras en Pensilvania, Georgia y otros estados seguían contando votos, nuevos efectivos del servicio secreto de Estados Unidos llegaron a la residencia de Joe Biden en Delaware. La boscosa área de Greenville donde se halla su casa fue designada zona de exclusión aérea por motivos de seguridad. Un tabloide neoyorkino afín a Donald Trump calificó sin tapujos de falsas las acusaciones de fraude electoral vertidas por el presidente.

Trump se niega admitir su derrota – “¡Me han robado las elecciones!”, se queja– pero EE.UU. se puso ayer en marcha para proclamar presidente al demócrata Joseph Robinette Biden, de 77 años. “Mantén la fe, Joey”, le decía su abuelo de niño. “Mantén la fe”, escribe Biden en sus dedicatorias. Y “mantener la fe” es lo que pidió a sus simpatizantes cuando después de una campaña electoral feroz las urnas empezaron a hablar el miércoles de madrugada y revelaron que el país está tan dividido como cuatro años atrás si no más.

Anoche, tres días después, quienes durante todo este tiempo han creído en el exnúmero dos de Barack Obama confiaban en ver sus esperanzas realizadas y aguardaban anoche su anunciado mensaje a la nación desde Delaware. La intervención se demoró, no llegó en prime time como prometieron. Cerca de las once de la noche, Biden habló.

“Todavía no tenemos una declaración de victoria, pero las cifras son claras y nos dicen una historia convincente: vamos a ganar esta elección con una clara mayoría y la nación detrás de nosotros”, dijo arropado por su candidata a vicepresidenta, Kamala Harris, en una intervención no tan distinta al que se espera que sea su discurso de la victoria en el que llamó al país a la unidad. “Saquemos el vitriolo de la política. Seamos cívicos. Dejemos de demonizarnos”, rogó a sus compatriotas 24 horas después de que el presidente de EE.UU. le acusara de robarle la elección. “El proceso de recuento es muy lento” pero “debemos mantener la calma, ser pacientes y dejar que el proceso siga su curso así como que se cuenten todos los votos”.

Se espera que en las próximas horas el recuento avance lo suficiente en Pensilvania, Nevada y Arizona como para que los medios de comunicación, en particular la agencia AP, confirmen que Biden ya es, matemáticamente, el vencedor de las elecciones presidenciales, como anoche apuntaba el recuento final. “Espero volver a hablar con vosotros mañana”, dijo el candidato demócrata.

(La Vanguardia)

Lo leíste en La Primicia MX
Comenta